Prepara tu propio jabón de glicerina

Un jabón natural que te aportará una mayor hidratación

Cada vez son más las personas que apuestan por los productos de cosmética naturales, dejando de lado los productos industriales, ante la mala calidad de los ingredientes que utilizan y los efectos negativos que producen en la piel. La presencia de parabenos y de agentes contaminantes, han llevado a que la cosmética natural esté pasando por su mejor momento, y a que mucha gente opte por realizar ellos mismos sus propios cosméticos. jabon de glicerina Realizar tus propios cosméticos, además de ser un proceso entretenido que puede convertirse en tu nuevo hobby, te permitirá disfrutar de productos de cosmética totalmente libres de cualquier posible agente contaminante o de los tradicionales parabenos a modo de conservante. Dentro de la cosmética natural casera, preparar tus propios jabones de forma natural cada vez se está llevando más a cabo. Concretamente, el jabón de glicerina se ha convertido en la principal opción a la hora de crear tus propios jabones. Se trata de un método muy sencillo, que consiste simplemente en fundir y verter, y que te permitirá disfrutar de la mayor hidratación. Simplemente necesitas comprar una base de glicerina ecológica para poder realizar tus propios jabones naturales en casa, nada más. Lo único que tendrás que hacer es fundir la glicerina al baño maría, a unos 50 grados, y posteriormente verterla en un recipiente o en el molde que hayas elegido hasta que se enfríe. Ten en cuenta que tu pastilla de jabón de glicerina tendrá el aspecto del molde o del recipiente que elijas. Es un proceso que te permitirá disfrutar de un jabón de glicerina casero, con el mismo aspecto que si lo comprases en tu tienda habitual. Y es que hasta podrás añadir colorantes y aromatizantes durante el proceso de elaboración, para conseguir una pastilla de jabón del color y del aroma que desees.

Efectos beneficiosos de la glicerina

La glicerina te permitirá preparar jabones totalmente libres de tensioactivos agresivos, como los convencionales SLS o SLES, que puedes encontrar en la gran mayoría de jabones industriales. Tiene un pH muy suave de entre 7,5 y 8, que todavía lo puede ser más si se combina con un poco de aloe vera, que además te permitirá disfrutar de una mayor hidratación y cuidado de la piel. Pero sin duda, uno de los principales aspectos a destacar de la glicerina, es que es totalmente natural y ecológica. También hay que destacar que al tratarse de un ingrediente totalmente inodoro, se muestra ideal para combinar con productos de cosmética.

¿Qué más?

Crear tu propio jabón de glicerina además te permitirá potenciar al máximo tu imaginación y probar diferentes elementos para conseguir una decoración de lo más original. Además de los anteriormente comentados, aromatizantes y colorantes, mucha gente opta por utilizar pétalos y flores, así como hierbas cortadas, con el objetivo de conseguir una imagen diferente y original. No tengas miedo a probar y a improvisar. Se trata de un proceso muy sencillo y que no te quitará demasiado tiempo, por lo que si no consigues el resultado que esperabas, no te costará demasiado volver a empezar. Los moldes para jabón también te permitirán disfrutar de una pastilla muy original, que podrás diseñar completamente a tu gusto. ¿Te animas a crear tus propias pastillas de jabón?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *